Entrevista a Fernando Feliu: el reto de la economía circular

PLYMAG > Blog > Noticias > Entrevista a Fernando Feliu: el reto de la economía circular

empresa de fertilizantes economía circular

El director ejecutivo de Plymag, Fernando Feliu, no solo es el responsable técnico de nuestra empresa de agronutrientes, sino que también ha ocupado parte de su tiempo a contribuir de manera altruista en la consecución de un desarrollo eficaz en el sector agrícola, así como en su expansión.  Por ello, hasta 2012, fue el presidente de AEFA, y sigue siendo hoy el coordinador de la comisión de fertilizantes nacionales y CE.

En este marco, entra en juego la estrategia Europa 2020, donde se marcan una serie de pautas para conseguir un crecimiento sostenible, inteligente e integrador, destacando el uso eficiente de los recursos. Así, la economía circular aparece como principal herramienta, entendida como una forma de mantener en la economía los materiales y los recursos durante el mayor tiempo posible y reduciendo al mínimo la generación de residuos.

Esta forma de entender la economía no es un concepto desconocido para las empresas que forman AEFA. Nos lo explica Fernando Feliu en esta entrevista, donde se analiza su relación con el sector de los agronutrientes.

  1. La Economía Circular es un concepto en boga, ¿en qué consiste?

La economía circular supone un cambio en el modelo de producción, pasando de uno lineal en el que se cogen los recursos, se fabrica con ellos hasta transformarlos en productos y se tiran los sobrantes y los residuos, a uno circular basado en la reutilización de los productos y los materiales. Esto, supone alargar la vida útil de los mismos, manteniendo su valor el mayor tiempo posible.

Como ejemplo, aparecen las bolsas de supermercado, que desde hace años pasaron a tener un precio mínimo por pieza con el objetivo de que fueran reutilizadas, además de sostener la gestión del residuo.  Este es solo un ejemplo, pero marca un proyecto de la UE que afecta a todos los sectores, incluido el de los fertilizantes.

  1. ¿Cuáles son los beneficios esperados?

Existen numerosos beneficios, pero en su sentido general, supondrá una mejora en la calidad de vida. Esto se debe a la perspectiva de creación de empleo, el impulso de la innovación, la aparición de productos duraderos y la protección a las personas y el medio ambiente.

  1. ¿Cómo afecta esto a la agricultura?

Hay muchos aspectos a considerar dentro del sector agrícola que se ven afectados por este cambio cultural. Entre ellos, se encuentra todo lo relativo al plástico, el transporte de residuos entre los estados miembros, la revisión en la normativa de los abonos orgánicos, y la reutilización del agua.

En todo ello, destaca la necesidad de definir qué es considerado como residuo o no. Por otro lado, también cabe considerar las materias primas críticas. Este es un punto clave teniendo en cuenta su importancia economía dentro de la UE. Por ejemplo, los fosfatos naturales no se encuentran en Europa mientras que suponen la base de muchos fertilizantes, por lo que han de ser importados. Sin embargo, en los lodos de las depuradoras se encuentran grandes cantidades de fósforo que podrían cubrir parte de estas necesidades, mientras que no son aceptados para fertilizantes hasta el momento.

  1. ¿Y en cuanto al sector de los fertilizantes? ¿Cómo le repercute?

En este punto es necesario recalcar que la gran mayoría de los productos que se utilizan provienen de subproductos de la agricultura, la industria o la ganadería. En este sentido, la UE facilita la utilización de estos como fertilizantes, dejando a un lado las barreras para el transporte entre los países.

En lo que a la normativa vigente se refiere, hasta este año, el reglamento 1069/2009 sobre productos de origen animal, utiliza como base la economía circular. El problema residía en que en que cerca de la mitad de los abonos que eran comercializados no entraban en el reglamento 2003/200, por lo que no podían ser comercializados con normalidad y no eran reconocidos entre países debido a la diversidad de leyes nacionales.

Sin embargo, en marzo de 2019, ha entrado en escena una nueva legislación del Parlamento y el Consejo Europeo. Esta, tiene en su marco modificar los reglamentos 1069/2009 sobre los productos de origen animal, el 1107/2009 sobre los productos fitosanitarios, así como eliminar el Reglamento 2003/2003 sobre abonos.

Esta nueva regulación tener como objetivo promover un mayor uso de los nutrientes reciclados, tratando de evitar la dependencia de otros países para abastecernos y reforzando así la economía circular.

  1. ¿Cuándo está previsto que entre en vigor esta nueva regulación?

Mientras que el primer texto se aprobó el 27 de marzo de 2019, habiéndose remitido a la Comisión Europea, el Consejo y los distintos parlamentos nacionales, no se espera que entre en vigor hasta el año 2020.

  1. ¿Se verá afectada AEFA y el sector en su conjunto por el nuevo reglamento?

Es importante recalcar que, para las empresas de la AEFA, este nuevo enfoque no es tanto una novedad, ya que la reutilización de residuos ya formaba parte de sus prácticas. Además, las necesidades de la agricultura ecológica han supuesto nuevas exigencias para estas empresas, que han debido hacer frente a la regulación y control que la envuelven.

Por ejemplo, el uso de vinazas, enmiendas orgánicas o el compost, ya es familiar a estas compañías, haciendo frente a la falta de materia organiza en el suelo de muchas áreas españolas.

  1. ¿Hay cambios previstos en cuanto a regulación y control?

Efectivamente, esta nueva regulación y el marco de la economía circular pone de manifiesto la necesidad de cambios en los procesos de las empresas, por lo que desde AEFA se hacen aportaciones que ayuden a los fabricantes en la implementación de estos sin incurrir en grandes cargas innecesarias.

Sin embargo, esto no significa que no haya dificultades, sino que se necesita un tiempo de adaptación. Así, la figura del gestor de residuos para la manipulación de subproductos ya valorizados es un aspecto a tener en cuenta. No parece consecuente que, tratándose de productos aceptados como fertilizantes por la ley, hayan de ser considerador residuos para su transporte a las plantas de producción de agronutrientes y, por tanto, haya la necesidad de estar autorizado como gestor de residuos.

  1. ¿Qué aspectos afectan de manera directa al sector industrial?

La mejora en las prácticas para la gestión de residuos y la eficiente en el empleo de recursos durante el proceso de producción en sí sería el principal foco afectado.

En este contexto, la creación de informes sobre las mejores técnicas disponibles, así como normas relativas a los subproductos, serían vitales para la industria. Estos, deberían afectar a todos los eslabones en la cadena de valor sin dejar de lado la gestión de residuos.

Concretamente, la Comisión Europea pone el énfasis en este último punto, establecimiento dos aspectos principales a tener en cuenta. Por un lado, el criterio para fijar la condición de residuo donde se permita que los materiales reciclados no sean clasificados como residuos mientras se cumplan una serie de requisitos comunes en toda la UE. Por otro lado, las medidas para la promoción de la conversión de los residuos en materias primas secundarias. Sin embargo, hay que hacer frente a muchos obstáculos para que su implementación sea posible.

  1. Tratándose de objetivos tan ambiciosos, ¿cómo van a alcanzarse?

Como ya comentamos al inicio, supone un gran reto debido a que afecta a grandes áreas económicas, con distinta oferta. Las medidas propuestas de la Comisión europea atañen principalmente al proceso de producción, el abastecimiento de materias primarias, la reparación de productos, la gestión de residuos y el fin de la obsolencia programada.

Teniendo en cuenta que la gestión de residuos es primordial para el cambio, han de tomarse medidas que fomenten la innovación y la inversión. Aquí, entra en juego la inversión privada, el desperdicio de alimentos, así como en la construcción y la demolición, o como hacer frente a todo ello de una manera horizontal.

¿Tienes alguna duda? ¡Contacta con nosotros!


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar




Plymag SL ha participado en la Misión Comercial a Argentina y Paraguay de 2018 y ha contado con el apoyo de ICEX, así como con la cofinanciación de Fondos Europeos FEDER, habiendo contribuido según la medida de los mismos, al crecimiento económico de esta empresa, su región y de España en su conjunto

FONDO EUROPEO DE DESARROLLO REGIONAL
UNA MANERA DE HACER EUROPA